Cómo hacer cabezales de cama con una fijación sencilla

ideas para hacer un cabecero de cama cómo hacer cabezales de cama
ideas de cabecero para cama con letras

Cuando nos planteamos cómo hacer cabezales de cama, uno de los principales problemas o dudas que nos asaltan es la de la fijación. ¿Cómo podemos hacer para que no se muevan, ni se nos caigan encima a medianoche? ¿Te imaginas qué susto y qué problema podría ser esto? No te la juegues bajo ningún concepto, tu seguridad y la de los tuyos debe ser siempre lo primero.

Lee nuestro artículo y te contamos los tres sistemas de fijación de cabeceros más habituales para que tú elijas cuál te conviene más.

Otros artículos relacionados: Ideas de cabeceros que no puedes dejar escapar

Cómo hacer cabezales de cama: hablamos de fijación

Mediante tornillos a la pared: 

hacer un cabecero de cama
Ideas fáciles y útiles sobre cómo hacer cabezales de cama

Esta es probablemente la forma de responder a tu pregunta de cómo hacer cabezales de cama y que no haya problemas con la fijación. Tendrás que seleccionar tornillos muy largos y que soporten bastante peso y, simplemente, atornillar tu cabecero a la pared.

Mediante pegamento a la pared:

cabecero con almacenaje
Una bonita idea para hacer un cabecero con almacenaje

Seguimos fijando nuestro cabecero a la pared, esta vez, con algún sistema de pegado especial. Pregunta opciones en tiendas de bricolaje o droguerías y que enseñarán los productos más adecuados para tu proyecto. ¿La ventaja? No tendrás que hacer agujeros en la pared. ¿La desventaja? Se ensuciará.

Mediante fijación a la cama:

cabecero sencillo
Una frase queda muy bien para nuestros cabeceros

Por último, si no quieres estropear tu pared, siempre puedes realizar la fijación a la cama, concretamente, a la parte baja, la zona del somier o el canapé. De nuevo, en este caso la fijación la puedes hacer mediante tornillo o pegamento, pero cuida bien que la pieza no sea muy alta para que no “baile” demasiado.

¿Con cuál te quedas?

Otros artículos que te gustará leer: Pintar sobre un cabecero, una idea genial


Comentarios

comments